Cómo eliminar la celulitis con ingredientes naturales (o al menos plantarle batalla)

03 mayo 2017

El verano está a la vuelta de la esquina y se nota en el blog. Salimos de nuestra crisálida invernal (al estilo del anuncio de Ikea) y... el espejo nos delata. Está habiendo un repunte de visitas en el artículo que escribí sobre el método de entrenamiento BBG de Kayla Itsines y me escribís preguntando por cremas anticelulíticas o reductoras. Hemos tenido todo un año para cuidarnos pero... en fin, todos somos humanos. Así que hoy daremos un repaso a los ingredientes que pueden ayudarnos a eliminar la celulitis o al menos a plantarle batalla, aquellos que deberíamos buscar en los productos anticelulíticos que usemos. Pero antes aclaremos unos conceptos:

Qué es la celulitis

Lo primero de todo, me gustaría aclarar a qué me refiero cuando hablo de celulitis. Siendo estrictos con el lenguaje, celulitis es una inflamación de la estructura de la piel debida a una infección y cuando esto sucede hay que ir al médico. Créeme: dolerá lo suficiente como para tener que ir. Sin embargo, se suele "prostituir" dicho término médico para hablar de algo muy mundano y que dista de tratarse de una enfermedad: la piel de naranja.

La celulitis de la que hablaremos hoy es de la segunda y es "simplemente" un "problema" estético. Está causada por la acumulación de grasas, agua y toxinas en capas profundas de la piel y hace que empeoren la circulación de la sangre y el drenaje linfático, sistemas que precisamente son la vía natural para eliminar los desechos del organismo, provocando un efecto "pesadilla pescadilla que se muerde la cola". Y como consecuencia de lo anterior, se forman esos hoyuelos socialmente antiestéticos que todas odiamos y que tanto dinerito le dan a las casas cosméticas.




Aunque no se trate de una enfermedad, tampoco está de más conocer el origen de la propia celulitis. En este sentido sí cabe pensar que no está de más comentarlo con el médico, pero no porque se trate de una enfermedad en sí.

Hay muchos factores que influyen en el desarrollo de la celulitis y algunos de ellos están fuera de nuestro control, como son los factores genéticos y hormonales. Otros factores sí los podemos controlar, como alimentarnos correctamente, hacer deporte, beber agua, evitar el tabaco y el alcohol o utilizar productos cosméticos anticelulíticos.




Atención SPOILER: "portándonos bien" y adoptando todos estos buenos hábitos lograremos una mejoría (en el aspecto de la piel de naranja y en nuestra salud), pero no una desaparición total y por siempre de la celulitis. En este sentido podemos hablar de que se trata de una guerra perdida de antemano.

Sin embargo, sí tiene sentido presentarle batalla a la celulitis, porque implica emprender un camino de buenos hábitos que nos llevará a una mejoría estética y de nuestro estado de salud en general. Así que... ¡a por ella!


Las cremas anticelulíticas

Con esto de que la sociedad de hoy en día ha castigado (estéticamente hablando) la piel de naranja, las casas cosméticas se afanan presentándonos "cremas milagro" contra la celulitis. Desengañémonos: la crema anticelulítica perfecta no existe, sobre todo si nos limitamos a aplicárnosla sin cambiar nuestros hábitos por otros más saludables.

Pero pongamos que sí lo hacemos, que corregimos nuestra alimentación, que dejamos de lado el alcohol y el tabaco, que empezamos a hacer deporte y cumplimos con los consabidos dos litros de agua al día. Ahora sí tiene sentido utilizar una "ayudita cosmética". ¿Y qué ingredientes naturales son los que tenemos que buscar en nuestras cremas anticelulíticas? Estos:

Qué ingredientes naturales tienen que tener las cremas anticelulíticas

Seguro que hay muchos otros, pero estos son los más habituales:

 Cafeína: estimula la eliminación de las grasas y tiene un efecto drenante, de ahí que sea un ingrediente clásico en las cremas anticelulíticas. Además, mejora la circulación sanguínea, algo que ya habíamos visto que con la celulitis empeora. De ahí que también se utilice en los contornos de ojos, para reducir bolsas y ojeras.

 Extracto de centella asiática: es una planta con propiedades diuréticas, lo que ayuda a movilizar las grasas, líquidos y toxinas que se acumulan en capas profundas de la piel dando lugar a la celulitis. Además activa la circulación de la sangre y estimula el sistema linfático.




 Extracto de fucus: es un alga que se encuentra en varias partes del mundo, entre ellas en las costas gallegas. Por su contenido en potasio ayuda en la eliminación de líquidos y tiene un efecto antiinflamatorio del tejido adiposo, por lo que es útil para combatir la celulitis. Como todas las algas, mojadas incrementan su volumen de forma espectacular, por lo que a menudo la encontramos también en pastillas para controlar el apetito. Su empleo para tratar la obesidad también se debe a que estimula la tiroides y el metabolismo basal.

 Extracto del castaño de Indias: mejora la circulación gracias al contenido de escina de sus semillas (de las que se saca el extracto) y favorece la eliminación de líquidos.

 Extracto de rusco: otro vegetal que se usa para los problemas relacionados con la circulación. Así, también se usa para la cuperosis o rojeces. En cuanto a la celulitis la conbate además de mejorando la circulación, por sus propiedades drenantes, depurativas, antiinflamatorias,...

 Extracto de hiedra: sí, sí, ese arbusto trepador que vemos a menudo en los jardines tiene efectos vasodilatadores mejorando la circulación. Ahora bien, al ser tóxica siempre debe tener uso externo (a menos que haya un médico detrás). Esta planta me da más respeto, ya que he leído que la hederina (uno de sus compuestos) es vasoconstrictora en dosis altas (es decir, que si nos pasamos hace el efecto contrario).

 Extracto de té verde: últimamente me he hecho adicta a las infusiones de té verde y desde el segundo día he empezado a notar lo diurético que es. Mis días se reducen a un ir y venir del baño. Tiene un gran poder antioxidante, por lo que para la piel en general y la celulitis en particular (por lo que favorece la eliminación de líquidos y toxinas) va genial.




 Extracto de fenogreco (conocido también como alhova): es una planta habitual en los campos de trigo y se viene usando desde hace siglos en las cocinas tradicionales de varias partes del mundo (ya sea como especia, sus semillas, sus hojas,...) Tradicionalmente se le confieren propiedades digestivas y galactogogas (favorece la subida de la leche materna). También se usa como suplemento para controlar el colesterol y diabetes. En la actualidad están estudiándolo en tanto que puede ser útil en la lucha contra el cáncer. En cuanto a la celulitis, ayuda a drenar.

 Extracto de mirtillo: los mirtillos están llenos de antioxidantes y tienen propiedades para mejorar la circulación sanguínea: de ahí su utilidad para luchar contra la celulitis.

 Aceite de almendras dulces: de todos los aceites vegetales este es el que más veces se nombra cuando se habla de luchar contra la celulitis. Por ahora no he encontrado el motivo real por el cual se le suponen propiedades contra ella. Sin embargo, lo dejo en este listado por lo siguiente: todos los aceites vegetales (girasol, almendras, oliva,...) van genial contra la celulitis en cuanto que permiten masajear durante largo tiempo la piel, la nutren dándole una mejor apariencia y porque en ellos se pueden disolver aceites esenciales que sí que tienen actividad específica contra la celulitis y que no (¡nunca!) se pueden aplicar directamente sobre la piel. La idea es echar una o dos gotas de aceite esencial en cada masaje, no más (o corremos el riesgo de irritar la piel). Los aceites esenciales más efectivos en este sentido son: de limón, geranio, enebro, ciprés, lavanda, naranja amarga, romero y menta.

 Vitaminas: la A participa en la síntesis del colágeno, la E es el antioxidante por antonomasia, la C también es antioxidante y combate los radicales libres,... En general, las vitaminas ayudan a tener una piel más sana y resistente, lo que se traduce en que la piel de naranja se haga menos evidente.

 Mentol: el mecanismo en el que el mentol puede ayudar a combatir la celulitis es curioso. No sé si habéis probado alguna vez alguna crema para piernas cansadas. Habitualmente contienen mentol, que al contacto con la piel da una sensación de frío muy refrescante. Pues bien, en 2014 un grupo de médicos investigadores de la Universidad de Padua (Italia) descubrió el mecanismo por el que se activaban los tejidos adiposos al contacto con el mentol, con la intención de generar calor. Engañamos al organismo haciéndole pasar frío de forma localizada y se pone a gastar grasa para producir calor. Podéis leer el resumen de la publicación de la investigación en la revista "Molecular and Cellular Endocrinology" aquí. Nota mental: traducirlo, completarlo con las notas de prensa que salieron en aquel entonces y contároslo con más detalle en un post, porque la verdad es que es un hallazgo sorprendente. En resumen: no usaré la crema para piernas cansadas sólo para las pantorrillas ;)

Cosas a tener en cuenta con los ingredientes de los cosméticos anticelulitis

Aparte de tener en cuenta lo habitual en un cosmético (una formulación respetuosa con la piel y el medio ambiente, por tanto sin derivados del petróleo, siliconas, etc) hay que tener en cuenta que algunos de los ingredientes naturales que os he mencionado y que se suelen utilizar en las cremas anticelulíticas estimulan la tiroides o no son adecuadas para usar durante el embarazo. Si esa es tu situación, consulta con un médico antes de empezar a usarlas.

Ten en cuenta que los ingredientes que he comentado deberían encontrarse en una proporción suficiente para que efectivamente hagan algo por nuestra piel. Las listas de los ingredientes cosméticos de los productos van ordenadas de mayor a menor presencia de los ingredientes en la fórmula, de forma que no sirve de nada que estos ingredientes clave en la lucha contra la celulitis se encuentren al final. Vigilad que se encuentren en la primera mitad de la lista o al menos delante de los ingredientes que sabemos que están en las fórmulas en cantidades mínimas, como los perfumes y los conservantes. La excepción la constituyen los aceites esenciales, que suelen ir al final de las fórmulas.


Además de los ingredientes, lo importante en los cosméticos anticelulíticos es su aplicación: ser constantes e insistir con el masaje. Es más, yo diría que el masaje es incluso más importante que la crema en sí. El masaje circular ascendente es fundamental ya no sólo para que el producto penetre en la piel sino per se. No es de extrañar que en los centros de belleza haya masajes específicos para tratar la celulitis, y es que el masaje hace mucho.

En este sentido, y como os he comentado antes, hay texturas que ayudan más que otras. Van muy bien los productos aceitosos o las cremas que tardan en absorberse. Pueden ser latosos de aplicar, pero en este caso realmente necesitamos un producto que tardemos en aplicarnos, en el que tengamos que emplearnos a fondo.

De ahí que usar exfoliantes corporales sea también un remedio efectivo, por lo que nos obligan a masajear la piel. Hace un tiempo publiqué la receta del exfoliante anticelulitis de café, igualito al de la marca Frank (sólo que hecho en casa sin gastarnos un duro). Varias lo probásteis y me comentásteis que os había gustado un montón, que os dejaba la piel suave y tonificada: ¡anímate a hacerlo!




Sobre todo no te agobies. Tener celulitis es algo común (lo raro es no tenerla). Luchar contra ella es positivo en cuanto que hacerlo implica cambiar hábitos y mimarnos más, lo que redundará (sí, también) en nuestro aspecto, pero sobre todo en nuestra salud.

Y eso sí que es lo más importante.

¡Pasad buen día!

La historia de Ella Woodward: comerse la vida a bocados (Deliciously Ella)

02 mayo 2017

Hoy os traigo un post diferente, que no sigue la temática habitual del blog. O bueno, sí que la sigue, en el sentido de que lo que quiero transmitir con él es un estilo de vida sano y más natural. Ayer me topé con una historia sorprendente, la historia de una chica que se llama Ella Woodward y quiero compartirla con vosotros en el post de hoy.


Ella Woodward Deliciously


Todo empezó cuando estaba buscando una receta en Youtube. No sé cómo llegué al canal de cocina "Deliciously Ella" y vi un par de sus recetas. Me llamaron muchísimo la atención: eran rápidas de hacer, muy originales y muy sanas. Realmente sanas. Se me ocurrió que quizá esa chica tuviera un blog en el que estuvieran las recetas escritas con sus proporciones, por eso de tomar nota de alguna de ellas y hacerla en casa.

Efectivamente, Ella Woodward tiene una web... Y también tres libros publicados, su propia marca de snacks sanos, ha lanzado una app móvil, ofrece un servicio de catering y tiene tres restaurantes en Londres. Francamente impresionante dada su joven edad (¡24 años!)... ¿Cuál es su historia?

La historia de Ella Woodward

Hace unos años, allá por 2011, Ella apenas salía de la cama. Tenía fatiga crónica, problemas digestivos, taquicardias, dolores de cabeza... y tenía una extraña dolencia por la que su sistema nervioso era incapaz de regular correctamente su presión arterial. Se le diagnóstico una enfermedad rara (Síndrome de Taquicardia Postural) y se le administraron medicamentos que no le funcionaron. Como no tenía nada que perder, decidió darle un cambio a su alimentación por ver si así mejoraba. Y en efecto, en dos años se curó.

Todos sabemos que una buena alimentación es capaz de prevenir enfermedades, pero curar una enfermedad rara son palabras mayores... Vaya, realmente es alucinante.

Ella Woodward Deliciously receta

Durante ese tiempo, y aún hoy, Ella ha compartido sus recetas y su camino hacia la curación en su blog "Deliciously Ella" y en su canal de Youtube. Más tarde vinieron los libros, la app, los restaurantes,... Aunque no mucho más tarde, porque hablamos de que todo esto ha sucedido en los últimos 5 años.

La alimentación de Ella es vegetariana, sin trigo ni azúcares refinados. De todos modos, Ella comenta que ella come así porque es el tipo de alimentación que le ayudó a curarse, pero que su intención no es hablar de dietas, prescribir la suya como la mejor ni hablar de restricciones, sino simplemente "celebrar lo que se puede hacer con deliciosos ingredientes vegetales". Esto me parece genial, cada uno tiene que buscar el tipo de alimentación que realmente le reporte salud, sin hablar de dietas, restricciones,... La propuesta de Ella no resta: suma.

Realmente me parece una historia de superación sin igual. Me fascina cómo Ella decidió, desde su cama, no rendirse, hacer algo por mejorar su situación. Al menos intentarlo. Me alegro muchísimo de que la vida se haya "portado bien" con ella, que haya "premiado" con éxitos su esfuerzo y generosidad compartiendo su recorrido con los demás. Y finalmente, su historia no hace sino que yo tenga aún más ganas si cabe de hacerme con uno de sus libros y de probar sus recetas. Es más, me voy a comprar uno ahora mismo. Amazon, ¡allá voy!

Ella Woodward Deliciously libro
"Deliciously Ella" libro en inglés aquí
libro en español aquí

Ella Woodward Deliciously libro every day

Ella Woodward Deliciously libro with friends

Ella Woodward Deliciously libro smoothies and juices


Post data: al final me hice con tres de los libros de Ella... El primero tenía pinta de ser especial. El segundo, de tener recetas rápidas, con ingredientes sencillos para todos los días. Y el tercero me parecía una gran idea: recetas sanas y "pintonas" para cuando se tienen invitados. Y se viene una época de muchas cenas en la terraza... Me dejé el cuarto, por eso de no pasarme... En Amazon, rebuscando, se pueden encontrar buenas ofertas. Así que próximamente: ¡recetas!

¡Feliz día!

A fondo: los 5 cleansing balms más famosos. ¿Merecen la pena (y la pasta)?

17 abril 2017

Me suelo desmaquillar con aceite. Es rápido y efectivo aunque a veces gotea y es algo engorroso. Por eso me han llamado mucho la atención los cleansing balms (o bálsamos desmaquillantes), disponibles cada vez en más marcas. El más famoso, por haber sido el primero (creo), es el "Take the day off" de Clinique, pero ya hay muchos otros: de Nyx, Biotherm, theBalm, el conocido "Clean it Zero" de Banila Co.,... Al masajearlos se convierten en aceite y al añadirles agua en una especie de leche limpiadora, capaces de arrastrar todo el maquillaje, hasta el waterproof. Sin embargo, no son lo que se dice baratos, ya que su precio (salvo excepciones) ronda los 20 euros. ¿Sus ingredientes justifican estos precios? ¿Cómo es posible que se conviertan en leche limpiadora al mezclarse con agua? Hagamos un repaso a los INCI de los cleansing balms más famosos para ver si realmente merecen la pena (y la pasta) y tomemos nota para ver si sería posible hacérnoslos en casa ;)

Analizaremos los siguientes cleansing balms, seguro que has oído hablar de ellos:
Clinique "Take the day off"
 Nyx "Stripped off"
 Banila Co. "Clean it Zero"
 theBalm "Balms away"
 Biotherm Biosource "Balm to oil"

(o quizá no debería poner tantos corazoncillos delante de los productos...)

¿Qué son los bálsamos desmaquillantes o cleansing balms?

Posiblemente hayas oído hablar de la doble limpieza, algo de lo que me declaro fan. Consiste en limpiarse el rostro en dos fases: una primera con un producto aceitoso y otra con uno con base agua. Pues bien, los cleansing balms forman parte de ese primer grupo de productos.

Están formulados básicamente con aceites, de forma que derriten el maquillaje (incluso el de los ojos, más resistente). ¡Pero eso no significa que ya tengamos la piel limpia! A continuación habría que limpiar el rostro con otro producto, en este caso con un limpiador espumoso.

Como os comentaba, suelo usar aceite vegetal (el que pillo: de oliva, girasol,...) para esa primera parte de la doble limpieza. Los aceites son muy efectivos, son capaces de retirar muy bien el maquillaje y evitan que con la segunda parte (me lavo con un gel limpiador) se me pueda resecar la piel. Usar un bálsamo desmaquillante sería una alternativa más sofisticada, pero igualmente efectiva, ya que se basan en el mismo principio (el aceite derrite los productos que lo contienen).

Los bálsamos desmaquillantes que se comercializan se convierten en aceite con el calor de la piel y en leche limpiadora al añadirles un poco de agua. De esta forma se estimula que nos masajemos el rostro durante más tiempo y, con ello, sean más efectivos retirando el maquillaje. ¿Cómo se consigue esta transformación?

De bálsamo a aceite: los cleansing balms se basan en grasas sólidas a temperatura ambiente. Con el calor de la piel aumenta su temperatura y se convierten en grasa líquida (aceite).
De aceite a leche limpiadora: los bálsamos desmaquillantes incorporan emulsionantes en su fórmula. Así, en contacto con el agua emulsionan y se convierten en una especie de leche.

Los bálsamos limpiadores más famosos

A continuación haremos un repaso a las fórmulas de los bálsamos desmaquillantes más famosos. ¿Realmente valen lo que cuestan? ¡Descubrámoslo!

Clinique "Take the day off"

Ethylhexyl Palmitate, Carthamus Tinctorius (Safflower) Seed Oil, Caprylic/Capric Triglyceride, Sorbeth-30 Tetraoleate, Polyethylene, PEG-5 Glyceryl Triisostearate, Water, Tocopherol, Phenoxyethanol.
cleansing balm clinique take the day off

Como os comentaba, creo que fue el primero en lanzarse y es uno de los más famosos.

Tiene uno de los INCIs más cortos en lo que a bálsamos desmaquillantes se refiere. Comenzamos con el Ethylexyl Palmitate, un éster de baja untuosidad, líquido a temperatura ambiente. Seguimos con aceite de cártamo y con caprílico. Hasta aquí todo verde, al menos para la piel. Lo digo porque el Ethylexyl Palmitate viene del ethylhexyl alcohol y del ácido palmítico, el segundo derivado del aceite de palma. Y ya sabéis todos la problemática medioambiental tras el aceite de palma.

El Sorbeth-30 Tetraoleate es un emulsionante. Se le conoce también como Polyoxyethylene Sorbitol Tetraoleate. Se trata de un PEG. Los PEG incrementan la capacidad de penetración del producto en la piel (algo no deseable especialmente si en los productos que se utilizan en la piel hay ingredientes no tan buenos), modifican el equilibrio de la hidratación de la piel y a veces no se encuentran puros sino que están contaminados con otras sustancias, como dioxano, óxido de etileno o metales pesados. Por todo ello, en una piel dañada, inflamada,... no deberían usarse productos con PEGs. Lo mismo sucede con el PEG-5.

A continuación tenemos el agua, la vitamina E y... debido a la presencia de agua en el producto, ha habido que añadir un conservante. En este caso se ha optado por el phenoxyethanol. De él ya he hablado bastante en estos lares: hay países en los que está prohibido, la UE recomienda no utilizarlo en niños menores de 3 años en las zonas genitales (y a pesar de ello las pomadas y toallitas de bebé están plagadas de phenoxyethanol)...

Veredicto:

"Take the day off" de Clinique usa como emulsionantes un par de PEG y contiene phenoxyethanol. No contiene activos cosméticos, extractos vegetales, ingredientes innovadores,... nada que justifique los 25 euros que cuesta el tarro de 125 ml. Un atraco injustificable.

Nyx "Stripped off"

Mineral Oil / Paraffinum Liquidum / Huile Minérale, PEG-20 Glyceryl Triisostearate, PEG-10 Isostearate, Polyethylene, Camellia Sinensis Seed Oil, Phenoxyethanol, Tocopheryl Acetate, Yellow 5 (CI 19140), Fragrance / Parfum, Water / Aqua / Eau, Blue 1 (CI 42090), Butylene Glycol, 1,2-Hexanediol, Camellia Sinensis Leaf Extract.


cleansing balm nyx stripped off

Veredicto:

Se trata de un concepto de bálsamo desmaquillante muy similar al "Take the day off" de Clinique. Su fórmula no es tan diferente, salvo que en lugar de contener aceite de cártamo tiene de té (extraído de las semillas de la planta de donde se sacan las hojas de té) y que en lugar de arrancar la fórmula con un inocente éster lo hace con la parafina.

Totalmente descartado.

Banila Co. "Clean it Zero"

Clean it Zero es el caballo de batalla de la marca coreana Banila Co. La cosmética coreana tiene hordas de fans desde hace unos años (no estoy entre ellas, lo siento...) y recientemente se le ha vuelto a dar un nuevo empuje a esta fiebre con eso de que iHerb se ha animado a comercializar este tipo de productos, entre ellos el Clean it Zero de Banila Co. Como ahora está un poquito más a nuestro alcance, la marca está viviendo un nuevo auge en blogs y redes sociales.


cleansing balm banila co. clean it zero


El "Clean it Zero" de Banila Co. existe en varias versiones (todas sobre los 15-18 euros el tarrito): os indico el INCI de cada una, varía muchísimo en longitud e ingredientes.

Banila Co. "Clean it Zero" con Tapa roja

Mineral oil, cetyl ethylhexanoate, PEG-20 glyceryl triisostearate, PEG-10 isostearate, polyethylene, butylene glycol, water, rubus suavissimus (raspberry) leaf extract, bambusa arundinacea stem extract, aspalathus linearis leaf extract, viscum album (mistletoe) leaf extract, angelica polymorpha sinesis root extract, carica papaya (papaya) fruit extract, malpighia glabra (acerola) fruit extract, epilobium angustifolium leaf extract, BHT, butylparaben, Cl 16255, Cl 15985, fragrance.

Banila Co. "Clean it Zero" con Tapa azul, para pieles sensibles

Cetyl Ethylhexanoate, Caprylic/Capric Triglyceride, PEG-20 Glyceryl Triisostearate, PEG-10 Isostearate, Polyethylene, Argania Spinosa Kernel Oil, Oenothera Biennis (Evening Primrose) Oil, Portulaca Oleracea Extract, Glycyrrhiza Glabra (Licorice) Root Extract, Camellia Sinensis Leaf Extract, Rosmarinus Officinalis (Rosemary) Leaf Extract, Centella Asiatica Extract, Chamomilla Recutita (Matricaria) Flower Extract, Scutellaria Baicalensis Root Extract, Polygonum Cuspidatum Root Extract, Althaea Rosea Flower Extract, Aloe Barbadensis Leaf Extract, Calendula Officinalis Flower Extract, Chamomilla Recutita (Matricaria) Flower Water, Epilobium Angustifolium Flower/Leaf/Stem Extract, Beta-Carotene, Water, Butylene Glycol, Glycerin, Capryhydroxamic Acid, Caprylyl Glycol, Citrus Aurantium Dulcis (Orange) Peel Oil, Abies Sibirica Oil, Rosmarinus Officinalis (Rosemary) Leaf Oil, Lavandula Angustifolia (Lavender) Oil

Banila Co. "Clean it Zero" con Tapa gris, luminosidad

Mineral oil, macadamia ternifolia seed oil, PEG-20 glyceryl triisostearate, PEG-10 isostearate, rosa canina fruit oil, cetyl ethylhexanoate, polyethylene, butylene glycol, water, vitis vinfera (grape) root extract, glycerin, moringa pterygosperma seed extract, collagen, butylparaben, fragrance.

Banila Co. "Clean it Zero" con Tapa verde, con resveratrol

Cetyl ethylhexanoate, PEG-20 glyceryl triisostearate, PEG-10 isostearate, polyethylene, butylene glycol, water, vitis vinifera (grape) seed oil, olea europaea (olive) fruit oil, propanediol, vitis vinifera (grape) vine extract, vitis vinifera (grape) root extract, thuja orientalis leaf extract, zanthoxylum piperitum fruit extract, resveratrol, butylparaben, Cl 42090, Cl 19140, fragrance.


Veredicto:

Todas las versiones de "Clean it Zero" tienen en común el uso de PEGs como emulsionantes, parabenos como conservantes y aceites minerales (en el caso del Clean it Zero de tapa roja y en el de tapa gris). Es una pena, ya que estos ingredientes comparten fórmula con otros bien majos, como extractos de vegetales y de frutas y activos como el colágeno o el resveratrol.

La versión con tapa azul, destinada según la marca a pieles sensibles, es la que tiene en comparación un INCI más "limpio". La única pega que le pongo es que incluye PEGs en la fórmula, pero no tiene ni parabenos ni aceites minerales. El resto de la fórmula contiene un montón de extractos vegetales realmente majos: aceite de argán, de onagra (o prímula), extracto de verdolaga, de regaliz, de té verde, de romero, de centella asiática, camomila, (me salto unos cuantos), aloe vera,...



Por favor, señores de Banila Co.: retiren esos PEGs de la versión para pieles sensibles, sustitúyanlos por otros emulsionantes, y ¡me tendrán entre sus fans! Pero mientras tanto... :(

theBalm "Balms away"

Paraffinum liquidum / mineral oil), octyldodecanol, petrolatum, ceresin, cera microcristallina, tetrahexyldecyl ascorbate, tocopheryl acetate, retinyl palmitate, caprylic/capric triglyceride, lonoleic acid, glycine soja (soybean) sterols, phospholipids.


cleansing balm theBalm balms away

Veredicto:

Un cóctel petrolero al más puro estilo Gadafi: parafina, petrolatum, cera microcristalina,... Eso sí, al módico precio de 14,40 euros el tarrito. Sobre el envase se lee: "fortified with vitamins A, E and C and a blend of plant derived sterols and lipids". Dicho así parece que se trata de un producto natural y nada más lejos de la realidad. ¡Siempre hay que leer los INCI, que no nos engañe una frase bonita! 


Biotherm Biosource "Balm-to-oil"

Ethylhexyl Palmitate, PEG-20 Glyceryl Triisostearate, Synthetic wax, Olea Europa oil, Butyrospermum Parkii butter, Laminaria Saccharina extract, Caprylyl Glycol, Vitreoscilla ferment, Polysorbate 20, Tocopherol, Phenoxyethanol, Linalool, Geraniol, Alpha Isomethyl Ionone, Hydroxyisohexyl 3-Cyclohexene Carboxaldehyde, Citronellol, Butylphenyl Methylpropional, Benzyl Alcohol, Benzyl Salicylate, Parfum.
cleansing balm Biotherm Biosource Balm to oil

Veredicto:

Para finalizar este repaso a los cleaning balms más conocidos del mercado, tenemos el Balm to oil de Biotherm. Tampoco se salva. Comienza bien, con el mismo éster que usa Clinique en el suyo. A continuación empezamos a estropearlo todo con un PEG como emulsionante y acabamos de hacerlo con un derivado del petróleo (synthetic wax, cera sintética, vamos). ¡Ah, no, espera! Aún queda más: phenoxyethanol para terminar de "arreglarlo". Los 100 ml a unos 15 euros.


Qué hemos aprendido de todo esto

Los bálsamos desmaquillantes o cleansing balms son una gran idea, una buena alternativa a desmaquillarse con aceite. Sin embargo, de todos los bálsamos analizados no hay ninguno con un INCI (listado de ingredientes) realmente limpio y mucho menos que justifique un precio tan elevado. Los parabenos, los derivados del petróleo, el phenoxyethanol y los PEG son denominador común en sus fórmulas, ingredientes baratos que los convierten en productos muy rentables para las marcas... pero no así para nuestra piel (ni nuestro bolsillo). Desmaquillar, desmaquillan, sí, pero no todo es eso.

El único producto de los analizados que quizá justifique su precio (aunque tampoco tiene un INCI 100% limpio) es el "Clean it Zero" de Banila Co. para pieles sensibles (el de tapa azul), porque salvo los PEG que contiene el resto de la fórmula aprueba, con muchísimos activos cosméticos que ya nos gustaría que incluyeran productos más caros.

¿Tan difícil es hacer un bálsamo desmaquillante de fórmula limpia (y barato)?

No lo es. La mayor parte de la fórmula estaría ocupado por grasas sólidas a temperatura ambiente (manteca de karité, de cacao, de mango,...), combinadas con algunas que sean líquidas para que el producto no sea tan duro que no se pueda coger con los dedos. Al contener grasas, el tocoferol (vitamina E) sería necesario, para alargar la vida del producto retrasando su enranciamiento. Si además deseamos que al contacto con el agua se transforme en una leche limpiadora, necesitamos añadir un emulsionante, eso sí, ¡huyendo de los PEG! Si el efecto leche limpiadora no nos mata, no haría falta añadir emulsionantes.

En una fórmula de este tipo no son necesarios los conservantes, siempre y cuando el producto no entre en contacto con el agua.

Y en cuanto a los aceites esenciales casi que mejor los evitamos, por eso de que no es bueno que los ojos entren en contacto con ellos, ya que podrían irritarlos.

¡Y listo! Fácil, efectivo, barato y sin ingredientes dañinos :D


Como siempre os digo, la mejor manera de velar por nuestra piel, salud y bolsillo es leer los ingredientes. Y una vez más queda demostrado ;)

Y tú, ¿te desmaquillas con aceites?
¿Te han llamado la atención los cleansing balms?

¡Espero que os haya sido útil el post! Buen inicio de semana :D

L'Oréal Hydra Genius a examen: mi opinión

27 marzo 2017

De nuevo un post sobre un lanzamiento reciente de L'Oréal, en este caso Hydra Genius Aloe Water. Lo vi en la televisión y de entrada me atrajo mucho el concepto: un producto líquido que no engrasa la piel y que ayuda a que ésta retenga la hidratación gracias al aloe vera y al ácido hialurónico. Sonar suena muy bien pero... mejor repasemos el INCI antes de comprarlo, a ver si pasa o no la criba. ¡Crucemos los dedos! ¿Superará el examen?

Loreal Hydra Genius Aloe Water


El lanzamiento de Hydra Genious de L'Oréal y su fuente de inspiración

En España L'Oréal ha lanzado la gama Hydra Genius con un solo producto, Aloe Water, en tres versiones (gel, líquido o fluido) según el tipo de piel al que se dirige: para piel mixta/grasa, para piel normal y para la seca/sensible.

De nuevo mezclar churras con merinas y asociar piel sensible a piel seca, como si una piel grasa no pudiera ser sensible... Pero bueno, ya estamos acostumbradas a esto y no es el objetivo de este post.

El beneficio con el que se comercializa el producto es el de proporcionar un "cuidado hidratante ligero, refrescante y de larga duración". Y dice que lo hace porque incorpora aloe vera y ácido hialurónico en la fórmula (son los "reasons to believe" en el beneficio), por su capacidad de aportar y retener la hidratación de la piel.

L'Oréal reconoce que el producto está inspirado en la cosmética coreana. Aunque no menciona la fuente de inspiración concreta, considero que perfectamente podría haberse basarsado en las famosas lociones de Hada Labo que, aunque no llevan aloe sí llevan ácido hialurónico, ingrediente en torno al cual gira su argumentario de venta.

Pero volvamos al producto de L'Oréal.

¿Qué es Hydra Genius Aloe Water de L'Oréal? ¿Cómo se usa?

He estado a punto de borrar este apartado un par de veces. Al final lo he dejado, pero tomadlo sólo como reflexiones en voz alta, nada más.

Más allá de lo que diga L'Oréal y que luego comentaré, si tenemos en cuenta sus ingredientes yo diría que Hydra Genius Aloe Water es un serum, complementario pero no sustitutivo de la crema hidratante.

En cuanto a los mensajes lanzados por el fabricante, la verdad es que generan confusión en torno a qué es y cómo se utiliza el producto.

Loreal Hydra Genius Aloe Water


Así, en la caja del producto y en la web se habla de que se use Hydra Genius antes de aplicar el maquillaje, que así durará más en mejores condiciones. Entonces, ¿es un primer?

Por otra parte, L'Oréal sí comenta en la publicidad y en su web española el beneficio del producto y el (los en este caso) "reason to believe" (el aloe y el hialurónico). Esto nos lleva a pensar que se trata de un sustituto de la crema hidratante. Entonces... ¿es una crema?

Por ejemplo, en la web leemos:
  • "Este cuidado líquido ultra-concentrado en agua, es altamente hidratante y revoluciona el tratamiento clásico" (un momento: ¿qué significa "ultra-concentrado en agua"? El 99% de los cosméticos tienen como primer ingrediente el agua. El ser humano contiene un 75% de agua al nacer y un 65% en la edad adulta: también nosotros estamos "ultra-concentrados en agua", ¿no? Sigamos).
  • "... para convertir la experiencia de hidratación en un momento refrescante, te proponemos que elijas el cuidado líquido que se absorbe al instante" ("hidratación", "cuidado",... Parece que hablan de una crema).
  • "Hidratación para tu piel con aloe vera" (suena a crema hidratante, pero la verdad es que no lo dice tal cual).
  • "72 horas de pura hidratación"
  • "El cuidado líquido es una emulsión de aceite en agua. En estas fórmulas, con más proporción de agua que de aceites, el agua actúa como vector de la hidratación en la piel" (aquí ya me da la risa. Se emplean palabras rimbombantes, ejem, como esas que a veces uso yo en el blog, ejem, para definir de forma incomprensible una...crema. Símplemente eso. Ahora, que no sé qué tan apropiado es mencionar a los aceites, en alusión a la fase grasa de las cremas, cuando estos productos, al menos aquellos de los que he podido averiguar su INCI, no los contienen).

 mi entender, este producto no es una crema, sino que lo podríamos catalogar como serum, como un "ayudante" de la crema (y veremos si podríamos considerarlo primer). Está diseñado para hidratar pero no para nutrir la piel. Y una crema para ser crema debe hacer las dos cosas: hidratar y nutrir. En otro post os hable de las diferencias entre estos dos conceptos y de la necesidad que tienen todas las pieles de que se les aporte tanto hidratación como nutrición, las dos cosas, independientemente del tipo de piel que se trate.

Por eso, más allá de la evaluación que haremos después del INCI de Hydragenious de L'Oréal, este producto no puede sustituir a una buena crema. Para serlo no sólo basta hidratar, también hace falta nutrir y este producto no nutre.

Y sigo pensando en voz alta... Me da la sensación de que en este caso L'Oréal ha evitado definir el producto, ponerle nombres y apellidos. Habla de sus beneficios, pero no dice expresamente lo que es. Quiero pensar que esto está hecho "aposta". De ser así, se trataría de un planteamiento bastante innovador (aunque poco cauto al mismo tiempo). Te indico los beneficios de los productos sin más para que seas tú el que le ponga nombre y se monte con él su propio ritual de cuidado facial "ad hoc". A mi modo de ver las cosas este planteamiento tiene sus lagunas, ya que da por hecho que los compradores tienen suficiente conocimiento como para saber combinar productos y atender correctamente todas las necesidades de su piel.

Con esto no quiero tildar al comprador de ignorante. De hecho creo que cada vez hay más interés (y por tanto más conocimiento) sobre estos temas. Pero sí podría darse el caso de que Hydra Genius Aloe Water (en este caso) se usara como sustituto (y no como complemento) de la crema, dando como resultado pieles desnutridas.

Perdonad la "rallada". ¿Ahora veis por qué he querido borrar este apartado? :D

Análisis INCI de Hydra Genius de L'Oréal

Os adelanto que sólo he podido localizar los listados de ingredientes del Hydra Genius Aloe Water para pieles grasas y el de para las normales. Si consigo el listado del de pieles secas completaré el post con su análisis. Si alguien lo tiene (una foto vale) os agradecería que me lo hiciérais llegar :D

Hydra Genius Aloe Water para pieles grasas

Una decepción. No apto para pieles acnéicas o con tendencia a ello ni para pieles especialmente sensibles.

Alcohol en tercera posición (demasiado arriba en el INCI) que puede ser irritante en pieles sensibles. Dimeticona (una silicona no soluble en agua) en cuarta, no recomendable para pieles grasas (precisamente aquellas a las que se destina el producto) por taponar el poro y favorecer impurezas, puntos negros y acné. Múltiples conservantes, de todo tipo (¿demasiados?): methylparaben, phenoxyethanol, sorbato potásico, benzoato sódico,...

Y digo que es una decepción porque como os comentaba la idea en sí era buena y porque el producto contiene algunos ingredientes positivos. Es una lástima por el aloe, la glicerina, el pantenol (vitamina B5), el hialurónico y también por el extracto de bambú (que nos saluda eso sí, desde el lejano puesto 24 del INCI), un ingrediente que ya era usado en la medicina tradicional china e hindú en infecciones e inflamaciones de la piel.

Aquí las "puntuaciones" que le dan a los ingredientes del INCI el Biodizionario y EWG, aunque hay que tener en cuenta que más que la puntuación en sí hay que atender al por qué se le da. Por ejemplo, las puntuaciones "negativas" que le da el Biodizionario a ciertos ingredientes se deben a que su creador, Fabrizio Zago, tiene un alto compromiso medioambiental y puntúa negativamente todo aquello que pudiera tener origen animal o no ser todo lo biodegradable que desearía, aunque no tenga efecto perjudicial para la piel. Es el caso del hialurónico o del carbomer, por ejemplo. También veréis los terpenos "con el semáforo en ámbar" (limonene, linalool) por el especial cuidado que hay que tener con las fragancias en el caso de pieles sensibles.

Loreal Hydra Genius Aloe Water piel grasa ingredientes INCI


Muchas veces me oiréis (leeréis) poniendo el grito en el cielo porque un producto se venda utilizando como abanderado un ingrediente que luego vemos que ocupa los puestos finales del INCI (recordemos que el INCI, el listado de ingredientes de los cosméticos, se ordena de mayor a menor proporción en la fórmula). En este caso no me quejaré de que el hialurónico ocupe la posición 17 del INCI.

Normalmente el hialurónico se incorpora como mucho en una proporción del 2% en las soluciones de ácido hialurónico. Más allá de esta cantidad las soluciones se espesan demasiado. Una solución que contenga un 1% de hialurónico está más que bien.

Es una pena que las fórmulas no nos digan cuánto contienen de los ingredientes, sobre todo de aquellos que se utilizan como reclamo. Pero podemos guiarnos por la cantidad que adivinamos puedan tener los ingredientes que ocupan las posiciones en torno al hialurónico.

  • Methylparaben, puesto 21: la normativa europea obliga a que como mucho haya un 0,8% de parabenos en el producto final, como mucho un 0,4% de cada parabeno en caso de haber dos en una misma fórmula. Como en este producto sólo hay de un tipo, este ingrediente está presente, como mucho en el 0,8% de la fórmula.
  • Phenoxyethanol, puesto 23: la normativa europea indica que los cosméticos pueden contener como máximo un 1% de phenoxyethanol (nota: en Japón este ingrediente está prohibido).


Y hablamos del ingrediente en el puesto 17: perfectamente podría contener un 1%, por qué no fiarse. Pero no por ello doy por aprobado el producto.

De qué nos sirve un producto para piel grasa si nos tapona el poro con siliconas. De nada nos sirve que contenga aloe, pantenol o extracto de bambú para aliviar la irritación, la inflamación y las infecciones si hay un ingrediente que se ocupa de alimentar las impurezas...

Hydra Genius Aloe Water para pieles normales

Gran parte de la fórmula usa los mismos ingredientes que la versión para pieles grasas, sólo que cambiados de orden. Además aparecen otros como la savia de abedul (que se usa fundamentalmente como tónico del riñón y del hígado y que en la piel alivia inflamaciones e infecciones) y el bisabolol, un maravilloso ingrediente calmante y cicatrizante. El hialurónico en este caso ocupa el puesto 22 del INCI.

Pero ¿de qué nos sirve que en la fórmula haya ingredientes para pieles sensibles, aloe, hialurónico y la bucólica savia de abedul si tenemos dimethicona, dimethiconol (ambas son siliconas no solubles) y alcohol? En cuanto a los conservantes en este caso no tenemos parabenos a la vista (¿por qué no en esta fórmula y sí en la de pieles grasas? Mi no entender) pero sí phenoxyethanol.

De nuevo los comentarios anteriores respecto de los ingredientes no clasificados como verdes: los terpenos en amarillo por lo que pudieran animar reacciones alérgicas en pieles sensibles, el hialurónico en rojo por su posible origen no vegetal, el disodium EDTA no es biodegradable y es tóxico sobre todo en bebés,...

Loreal Hydra Genius Aloe Water piel normal ingredientes INCI


De nuevo, un producto que no puedo aprobar :S

Y en caso de haberlo hecho, como sucedió con algunos productos de la gama Botanicals Fresh Care de L'Oréal, siempre está la cuestión de la experimentación animal. Porque sí, aquí en Europa la normativa hace que sean muy pocos los cosméticos (los que rozan el uso médico) que pueden ser experimentados en animales, pero en otras regiones del mundo esto no es así. De hecho en China es obligatorio que los cosméticos sean experimentados previamente, de forma que todas las marcas que vendan allí promueven el sufrimiento animal. Y entre ellas, L'Oréal. Para tenerlo en cuenta.

¿Hay alguna forma de sustituir este producto con algo más natural?


¡Claro que sí se puede! De hecho creo que tras este producto hay una muy buena idea (eso sí, malograda).

Hacer geles de ácido hialurónico en casa es fácil (y barato). El post y el vídeo que os recomiendo son bastante viejos, pero el procedimiento es el mismo: basta con distribuir el polvo sobre agua y dejar que el gel se forme en unas horas por sí solo. Conservante y listo. Tanto el ácido hialurónico como el aloe vera se mezclan entre sí con facilidad, por si queremos obtener un serum similar al producto de L'Oréal (pero sin siliconas, claro). Aquí los links para que veáis los paso a paso:




Espero que os haya sido útil el post, aunque en esta ocasión hayamos hablado de un producto que se ha quedado en eso, en una buena idea nada más :D

¡Buen inicio de semana a todos!
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...